Jueves, 3 de Enero de 2019 | 9:38 am

¿Usurpación de identidad? Ponen en duda récord de mujer francesa como la persona más longeva del mundo

Un investigador ruso señala que la que falleció en 1997 no fue Jeanne Calment, sino que su hija Yvonne.

¿Usurpación de identidad? Ponen en duda récord de mujer francesa como la persona más longeva del mundo
¿Usurpación de identidad? Ponen en duda récord de mujer francesa como la persona más longeva del mundo

En 1997 falleció Jeanne Calment, una francesa quien hasta ahora tiene el récord mundial de longevidad tanto en hombres como mujeres. Dejó este mundo con 122 años y 164 días, convirtiéndose así en la persona que ha vivido por más tiempo en este mundo. 

Sin embargo, hoy ese récord está puesto en duda por Nikolai Zak, un matemático ruso integrante de la Sociedad de Naturalistas (MOIP) de la Universidad de Moscú, que recientemente publicó un estudio que cuestiona la veracidad de la longevidad de Calment.

"Jeanne Calment: the secret of longevity", es la investigación que publicó y donde señala que la hija de Calment usurpó la identidad de su madre.

"El análisis de todos estos documentos me llevó a la conclusión de que la hija de Jeanne Calment, Yvonne, tomó la identidad de su madre", dice el investigador.

Según los datos que se manejan Yvonne, hija única de Jeanne Calment falleció de pleuresía en 1934. Sin embargo, Nikolai pone en duda este dato y asegura que la que falleció no fue la hija sino que la propia Jeanne. Yvonne habría usurpado la identidad de su madre para evitar así el pago de los derechos de sucesión.

Aunque algunos han acusado la investigación de tendenciosa, otros científicos consideran el texto como creíble.

El investigador ruso estudió diversos elementos de Jeanne, como su documento de identidad, donde se especifican características físicas, como el color de sus ojos, su estatura y la forma de su frente, las que no corresponderían a las de la mujer que todos dicen que es la mujer más longeva del mundo.

La teoría de Nikolai es apoyada por el gerontólogo Valeri Novosselov, jefe de la sección gerontológica de la Sociedad de Naturalistas de Moscú."Como médico siempre tuve dudas sobre su edad. El estado de sus músculos era diferente al de aquellos de otros longevos. Ella se mantenía sentada sin ningún apoyo. No tenía signos de demencia", dice.

Pero las dudas que tiene el investigador ruso también son alimentadas por la autopsia que nunca se le realizó a Jeanne Calment, la que podría haber dado señales de su longevidad excepcional. Además, Calment ordenó quemar parte de sus archivos de fotos cuando se hizo famosa.

Si lo que dice Nikolai Zak es cierto, Calment habría vivido hasta los 99 años y sería la estadounidense Sarah Knauss, fallecida a los 119 años en 1999, la persona más longeva del mundo. Sin embargo, solo un análisis de ADN podría esclarecer las dudas. 

Fotos: Captura de video/Wikipedia

pixel
Temas relacionados:

Noticias

Déjanos tus comentarios