lunes 21 de marzo 2016

Un chofer de autobús pasa cada día junto a un cementerio y grabó algo terrorífico

Un conductor de autobus argentino estaba cansado de que nadie le creyera la situación paranormal por la que pasaba todos los días, así que decidió grabarla.

Cada vez que pasa por el cementerio, el timbre de detención de su vehículo comienza a sonar aunque no lleve ningún pasajero.

"Creer o reventar", dice el chofer de la Línea 142 del servicio Rosario Bus, de la ciudad de Rosario. Él asegura que decidió grabar la situación al notar que cada vez que pasa por el cementerio el timbre comienza a sonar en forma insistente, como si un pasajero invisible se sientiera defraudado porque el autobus no para cuando él se lo pide.

"Para los que no creen, estoy acá en la puerta del cementerio, no hay nadie en el colectivo, y suena el timbre solo.¿Cómo puede ser? ¿escuchan? ¿qué me dicen ustedes?", pregunta el hombre. Lo gracioso es que el hombre no se ve para nada asustado, sino que parece harto de esta situación cada día.

Esto ha generado una ola de comentarios hilarantes en redes sociales. Por ejemplo, un lector le reclamó al chofer que deje de pasear al fantasma por toda la ciudad.

"¿Cómo no querés que te toque timbre 50 veces si no le parás?", escribió otro usuario.

¿Qué te parece? ¿Miedo o risa?

Cerrar